domingo, 3 de octubre de 2010

El primer divorcio caro de la historia...

Bueno, pues vengo con información, ¡y con unas ganas locas de contarla! Veamos, ahora os voy a explicar un poquito cuál fue, sin duda, el origen de los divorcios y la separación de bienes...
Situémonos en la Inglaterra del s.XVI. Refresquemos la memoria, Inglaterra estaba formado por la isla de Gran Bretaña e Irlanda.

En estas fechas gobernaba el rey Enrique VIII, el cual es famoso porque tuvo varias mujeres...
Todo se remonta a la primera de ellas: Catalina, hija de los Reyes Católicos, quienes en un principio la casaron con el hermano mayor de Enrique pero, al morir este por una enfermedad, Enrique la desposó.
La susodicha Catalina tuvo dos varones que murieron al poco de nacer, y un aborto, antes de tener y criar a su única hija, María. Enrique quería un varón para que lo sucediera en el trono, ya que los ingleses estaban bastante "quemados" de la última vez que gobernó una mujer. Así que por su mente pasó el cortarle la cabeza a Caty, pero claro... No le podía cortar la cabeza a la queridísima hija de los reyes de España, que por aquél entoces tenían un bonito imperio montado y sería fácil entrar en guerra con ellos (y eso a Quique no le convenía, claro está...). Como la Iglesia Católica no aceptaba los divorcios (ni los sigue aceptando, a no ser que no sea un matrimonio válido etc... etc... no quiero entrar en ese tema ahora), pues se dijo:
 "Oye, ¿por qué no formar mi propia iglesia?" La llamó la Iglesia Anglicana (iglesia de los ingleses), y dijo que él era la única cabeza visible de la Iglesia de las tierras inglesas. 

Le dijo a Catalina que se quería divorciar, pero la muchachita le salió cara... ¡Tuvo que darle Irlanda como condición! La cuestión es que Enrique no tuvo descendencia masculina, María consiguió el trono, España: Irlanda. Y Catalina murió de viejecita...
Por esta razón (si no os habíais fijado os lo digo ahora), la sociedad irlandesa se parece mucho más a la Española (es decir, más abiertos, cálidos...), y en cambio a los ingleses no nos parecemos absolutamente nada.  ^^


A mí, personalmente, me parece que este es el origen de la separación de bienes XD, y de los divorcios.

Hasta prontito :D

5 comentarios:

  1. Pues la verdad es que no tenia ni idea xdd!! Interesantee... (gesto de Barns xd)

    ResponderEliminar
  2. Jajajaja si... La historia no es tan aburrida cuando se cuenta en forma de anécdotas, eh? Le voy a añadir un par de imágenes...

    Thak you for the comment XD

    ResponderEliminar
  3. jajaja okk!! :D Derrès xicona :)

    ResponderEliminar
  4. Oh, qué curioso! :O
    Tienes un blog muy muy chuli, DE :)
    Por supuesto te sigo =)
    Te espera una sorpresilla en mi blog! :)

    ResponderEliminar
  5. :D gracias Momito XD Ahora me paso a verla... (cara con los ojos iluminados y con una gran sonrisa :D)

    ResponderEliminar